Inicio » Nutrición » Recetas » Recetas de barras de proteínas caseras
Recetas

Recetas de barras de proteínas caseras

Aprende a preparar barritas deportivas, ricas en proteínas que son excelentes para aportar energía inmediata y mejorar tu rendimiento a la hora de entrenar, ya sea si realizas levantamientos de pesas o cualquier otra disciplina por tiempos prolongados.

Los deportistas de alto rendimiento, sobre todo cuando deben dedicar más de una hora a sus entrenamientos, saben que mantener los niveles de energía en una tasa adecuada es de vital importancia para no tener quiebres a la hora de realizar sus respectivas rutinas.

Y esto no necesariamente es una norma que deben cubrir sólo aquellos que se dedican al levantamiento de pesas, sino todos los atletas en general.

La alimentación, por supuesto, es el único método a través del cual podemos obtener energías, sin embargo, cuando se trata de hacer movimientos explosivos en los que no sólo se gustan muchísimas calorías, sino que también es necesario el uso de varios grupos musculares a la vez, debemos tener en cuenta que ingerir una comida completa que nos aporte hasta por ejemplo, unas 500 calorías, no siempre es lo más recomendable.

Y es que llevarse a la boca una comida pesada antes del entrenamiento, puede resultar devastador para rendir al máximo. La razón de esto recae en que las comidas como el pollo, arroz o brócoli, son alimentos que, aunque fáciles de preparar, no pueden digerirse tan rápido. Además de ello, el proceso de digestión también requiere de mucha energía para poder llevarse a cabo, lo que se traduce en que a la hora de entrenar, el cuerpo enfocará sus energías para digerir los alimentos, mientras que la sensación de pesadez a causa de estos, también será muy notoria.

La solución perfecta a este tipo de problemas son las barritas energéticas, pero no esas que suelen venderse de manera industrial por marcas deportivas o alimenticias, sino aquellas que tienen un buen valor nutricional, adecuadas para aportar un buen número de calorías y micronutrientes que son necesarios para el cuerpo durante la actividad física. La ventaja de estas es que podemos prepararlas fácilmente en casa y su tiempo de digestión suele ser mucho más rápido en comparación a un plato tradicional.

Estas son algunas recetas que puedes preparar en casa para hacer tu propia barrita deportiva rica en proteínas y nutrientes.

Barrita deportiva de dátiles y avena

Para esta preparación, necesitarás:

  • 300 gramos de dátiles
  • 2 ½ tazas de copos de avena
  • Miel al gusto (opcional)

Para la elaboración, sigue estos pasos al pie de la letra:

  • Desde una noche anterior, coloca los dátiles deshuesados en un tazón con agua fresca y déjalos reposar hasta la mañana siguiente.
  • A continuación, coloca los dátiles y el agua dentro de un tazón grande y con la ayuda de una batidora empieza a batir hasta obtener una pasta ligeramente espesa.
  • A medida que vayamos batiendo, podremos ir agregando una cantidad de avena determina, de manera que la pasta vaya obteniendo su consistencia poco a poco. Lo mismo hacemos con la miel, que le dará un toque más dulce a la preparación.
  • Una vez la mezcla se haya finalizado, la colocamos en un recipiente profundo y guardamos en el refrigerador durante un par de horas, hasta que se esté solidificada.
  • Podemos agregar avena triturada o nueces para decorar y complementar la preparación, Finalmente cortamos la mezcla en barritas

Como ves, se trata de una receta bastante fácil que puedes llevar a cabo en cuestión de minutos y con ingredientes que probablemente ya tengas en casa.

Barritas de coco y avena

Los ingredientes necesarios para esta barrita deportiva, son:

  • 1 taza de orejones de albaricoques
  • ½ taza de cacahuates de maní
  • ¾ taza de coco rallado
  • ⅓ taza de avena
  • 2 cucharadas de miel o estevia
  • 2 cucharada de aceite de coco o aceite de oliva extra virgen
  • 2 cucharadas de agua

Para la elaboración, sigue estos pasos al pie de la letra:

  1. Inicia cortando los maníes con la ayuda de un procesador de manera que queden triturados al punto de estar molidos.
  2. A continuación, añade los orejones en el procesador y repite el paso anterior, aunque en este caso no será necesario moler en su totalidad.
  3. Nuevamente, coloca el resto de ingredientes en el procesador: el coco rallado, endulzante, la avena y el aceite elegido, procurando batir adecuadamente hasta forma una pasta homogénea.
  4. Como siguiente paso, coge un recipiente cuadrado de forma rectangular, pues barnizar con un poco de aceite o colocar directamente papel antiadherente. Añade la mezcla preparada recientemente y distribuye con la ayuda de una espátula hasta cubrir toda la superficie del recipiente, uniformemente.
  5. Para complementar, tanto en sabor como en estética, espolvorea los orejones y los maníes sobre la mezcla y finalmente lleva al congelador por una hora aproximadamente.
  6. Una vez pasado este tiempo o hasta que la mezcla quede totalmente uniforme, córtala en forma de barritas, según tu preferencia.

Nuevamente se trata de una receta bastante fácil de hacer y que no requiere de mucho tiempo, por lo que puedes prepararla en cualquier momento para que nunca te falte energía y nutrientes de calidad a la hora de entrenar.

Barritas de copos de maíz

Los ingredientes necesarios para esta barrita deportiva, son:

  • 9 tazas de copos de maíz inflados (se pueden conseguir en el súper, aunque procura que estos no tengan azúcares añadidos)
  • 1 taza de miel
  • Stevia al gusto
  • 1 taza de mantequilla de maní

Para la elaboración, sigue estos pasos al pie de la letra:

  1. En una olla profunda, añade la miel, la mantequilla de maní y el azúcar o stevia al gusto, dejando cocinar a fuego medio hasta que obtener una mezcla completamente homogénea. Incluso después de este resultado, es importante que esta quede a punto de ebullición.
  2. En un refractario rectangular, coloca un papel para hornear, de modo que abarque toda la superficie. Sobre ello, deberás esparcir los copos de maíz, asegurándote de que tengan una distribución uniforme. Con ello, deja caer la mezcla recién hervida sobre el maíz y de la misma manera, apóyate de una cuchara o espátula para procurar que se cubra toda la superficie.
  3. A continuación, lleva el refractario al refrigerador durante el tiempo necesario como para que el jarabe se solidifique. En este punto, quizás lo mejor sea dejar que la mezcla se enfríe a temperatura ambiente primero. Después de esto, pon un pliego adicional de papel para hornear sobre la preparación.
  4. Una vez se haya endurecido la mezcla, retiramos del refrigerador junto con el papel de encima y cortamos en forma de barrita.

Al igual que las preparaciones anteriores, esta igual resulta muy fácil de llevar a cabo, sin embargo, por los ingredientes elegidos, se recomienda más su consumo para corredores de fondo o atletas de resistencia, ya que el aporte de carbohidratos suele ser mucho mayor que el de proteínas.

En el caso de las barritas, estas pueden almacenarse en el refrigerador durante una semana, aunque para preservar su textura y sabor, se recomienda cubrirlas con papel aluminio de cocina.

loading...

¿Tienes alguna duda o comentario? Expertos lo responderán en las próximas 24 horas.

Escribe aquí tu duda o comentario....

Deja un comentario

¡SUSCRIBETE GRATIS!
Acepta el envío de notificaciones y lee nuevos artículos antes que nadie.